Traumatologíaymás
x BONUS EXTRA
Guía gratuita: no
Te la mandaré enseguida a tu email. ¡Revisa tu correo!

Juanete, cómo es la operación y la recuperación

Conoce las causas que provocan la deformidad del juanete, qué debes hacer si te empieza a doler, cuándo es recomendable operarlo y cómo es la recuperación tras la operación.

  1. facebook
  2. google
  3. twitter
Al contrario de lo que se piensa, no está demostrado que el juanete sea una deformidad hereditaria

¿En qué consiste la deformidad del juanete?

El juanete, también llamado hallux valgus, es una deformidad que afecta a la orientación del dedo gordo del pie.

Consiste en:

  • Deformidad hacia el exterior del primer dedo del pie.
  • Deformidad hacia la parte interna del primer metatarsiano, que es el hueso que se palpa en el borde interno del pie entre la zona del tobillo y la raíz del dedo gordo.
  • Exóstosis o prominencia en la cabeza del primer metatarsiano (tradicionalmente se identifica este abultamiento como juanete)

Pero la realidad es que la deformidad debe tener los 3 componentes que te acabo de mencionar para considerarse que tienes un juanete.

¿Cuáles son los síntomas típicos de un juanete?

Los síntomas clásicos son:

  • que tengas la deformidad que te he descrito en el punto anterior
  • y que notes dolor en la zona del bulto

También te puede doler la planta del pie a la altura de la raíz del dedo gordo y/o los otros dedos, lo que puede provocar que te salgan callos en la parte delantera de la planta del pie.

¿Quién tiene más riesgo de tenerlos?

"Tienes más riesgo de padecer juanetes si tienes más de 50 años y utilizas frecuentemente calzado estrecho y con un tacón elevado"

Por otra parte, también puedes desarrollar esta deformidad del pie si:

  • has sufrido algún traumatismo en el pie
  • o has tenido alguna lesión de los tendones o de los nervios de la musculatura que controla los movimientos del pie y del tobillo

También viene asociado a otras deformidades del pie como el pie plano del adulto.

Al contrario que el pie plano del niño, se desarrolla con la edad y por el fallo progresivo de la musculatura y las articulaciones que mantienen el puente del pie.

Tipos de tratamiento para el juanete

ORTESIS O PLANTILLAS:

Llevando una ortesis de este tipo puedes corregir una deformidad leve.

También te ayudará a aliviar el dolor producido por la desviación del primer dedo o las molestias cuando apoyes el pie al pisar.

Deben ajustarse a la anatomía de tu pie y estar asesoradas por un técnico en ortopedia.

OPERACIÓN:

Existen una serie de técnicas quirúrgicas destinadas a corregir las deformidades que provoca.

La operación de juanete consiste básicamente en:

  • Extirpar el bulto (exóstosis de la cabeza del primer metatarsiano)
  • Y en hacer osteotomías (cortes planificados en los huesos) para corregir la orientación del dedo gordo y del primer metatarsiano.
    Estos cortes se suelen fijar luego mediante tornillos o grapas metálicas.

Existen muchas combinaciones de técnicas quirúrgicas para corregir la deformidad.

Tu traumatólogo te aplicará aquélla que considere más oportuna para obtener el mejor resultado.

¿Cómo es la recuperación tras una operación de juanete?

Ten en cuenta que una osteotomía equivale a una fractura controlada por lo que el hueso necesita cierto tiempo para consolidar.

Durante las 6 semanas siguientes a la operación no puedes apoyar la parte del pie que ha sido operada.

Por lo que es recomenable que uses un zapato ortopédico para evitar apoyar esta zona.

Durante este periodo también te recomiendo que uses muletas para no sobrecargar tu pie operado.

No existe una rehabilitación específica para el tratamiento del juanete.

Pero en algunas ocasiones es recomendable que la hagas para ganar movilidad en el primer dedo y evitar que te quede un poco rígido.

El momento en el que puedes dejar de usar las muletas o el zapato ortopédico te lo indicará el traumatólogo en las siguientes revisiones en su consulta.

Y para acabar, quería aclararte algunos falsos mitos sobre esta deformidad del pie

"Si mi madre tiene juanetes yo también los tendré"

  • No está demostrado que esta deformidad tenga carácter hereditario.
  • La influencia de la edad y el calzado utilizado es más relevante que los antecedentes familiares.

"La operación de los juanetes es dolorosísima"

  • Las cirugías que se realizan para corregir esta deformidad no son más dolorosas que cualquier otra que implique operar sobre huesos y articulaciones.
  • Es fundamental que, aparte de una técnica quirúrgica adecuada y una buena medicación analgésica, colabores con las medidas que te indique tu traumatólogo.
  • En el postoperatorio te recomiendo usar un zapato ortopédico especial para mantener la parte delantera del pie sin apoyo, a la espera de que consoliden las correcciones que te han hecho en la operación.
  • Mi experiencia como traumatólogo es que los pacientes operados de juanetes no sienten más dolor que los operados por otros problemas.

"Los juanetes se operan siempre"

  • La decisión de intervenirte por esta deformidad es el resultado de la valoración por parte de un traumatólogo.
  • Tenemos en cuenta el nivel de deformidad clínica (se ve explorando el pie), radiológica (se ve en las radiografías) y el dolor y la incapacidad que le provocan a cada persona.
  • Hay pies con mucha deformidad que no se operan porque duelen muy poco, y otros con menos deformidad que provocan mucho dolor y que deben intervenirse.

Aún más información

Aquí te he recopilado algunos de mis mejores artículos relacionados con este tema que quizás te venga bien consultar.

Dr. FerrerConsúltame online y da el paso definitivo para solucionar esa lesión que te impide hacer vida normal.
Te contaré todo lo has de saber sobre tu problema para ayudarte en tu recuperación.


¡Si te ha sido útil esta información, compártela en tus redes sociales desde los botones de abajo para ayudar a más personas!

  1. facebook
  2. google
  3. twitter